domingo, 30 de julio de 2017

Robert Graves (1895/1985 )

Así muere la luz del día


Así muere la luz del día.
La luna ha menguado por completo,
ni las primeras estrellas pueden ya eclipsarla.
Pero, ¿qué es del amor, que se supone ha de descartar
el terror recurrente del último cuarto de luna?


¡Niña, coge mi mano, bésala dedo a dedo!
¿Puede apagarse el amor verdadero? No temo a la muerte,
sino sólo dar pena, y el olvido
del vocabulario intemporal del amor,


y que acabe la poesía
con el loco avión de la muerte como una exhalación por el cielo.



¡Niña, coge mi mano!


("apología de la luz", s/c al traductor)

No hay comentarios: