viernes, 28 de abril de 2017

Anónimo

No hables, vence...


No hables, vence a las palabras.
No nos veamos, vence a los encuentros.
Oh, querida flor primera
abierta a la sombra del follaje.
Dices que apuestas la vida
por aquél que piensas con el corazón.


("cantos de geisha", ed. uam-azc., méx., 1981, trad. jorge mouriño)

No hay comentarios: