martes, 23 de febrero de 2016

Eduardo Cote Lamus (1928/1964 )

El vértigo


Todo se va cayendo, todo es piedra,

molino que cambia aire por harina

como el hombre es igual a lo que anhela.

Todo se va cayendo, todo es plomo

que cae ceniciento por la piel.

Y todo va cayendo al miedo. Alguien

usa la voz como perfume: cae

sobre su sombra y la destruye, cae

envuelto de pasión sobre sus pasos:

los borra, los sepulta, los camina.



Todo se va cayendo, todo es sueño:

la luz para encenderla tiene un nombre,

otro para apagarla.  Todo es sueño.

Alguien se fue quitando días, poco

a poco, hasta quedar sin años, para


meterse en tierra y embozarse en ella.


("casa de poesía silva")

No hay comentarios: