jueves, 25 de octubre de 2012

Ai Wei Wei censurado en la red

Ai, un artista de fama mundial y el disidente chino más famoso, y personal de su empresa interpretaron el famoso baile del caballo de Psy en su estudio de Pekín y colgaron el vídeo a última hora del miércoles en webs chinas como Tudou, equivalente a YouTube, que está bloqueada.
Ai, de 55 años, llamó al vídeo "Caonima", que significa caballo de barro de hierba. Sin embargo, la palabra, que también suena como un insulto muy burdo, ha sido asumida por cibernautas chinos y por el propio Ai y sale en mensajes en los que se burlan del control del Gobierno sobre la Red.
"Sólo grabamos unos 10 minutos, pero usamos todo el día para editarlo, y al final lo subimos a medianoche", contó el artista a Reuters. "Después de que lo subimos, unas pocas horas después (...) vimos que mucha gente, decenas de miles, ya lo habían visto. Ahora, en China, ha sido eliminado totalmente, borrado totalmente, y no se puede ver en China", agregó.
Ai dijo que la canción y el baile de Psy son una expresión popular del individualismo que debería ser permitido en el país. "En general, creemos que toda persona tiene derecho a expresarse, y que este derecho de expresión está fundamentalmente relacionado con nuestra felicidad e incluso con nuestra existencia", manifestó.
"Cuando una sociedad demanda constantemente que todos deberían abandonar este derecho, entonces la sociedad se convierte en una sociedad sin creatividad. Nunca puede llegar a ser una sociedad feliz".
Ai, cuya detención durante 81 días el año pasado desató un clamor internacional de protesta, critica regularmente al Gobierno por lo que considera su desprecio del estado de derecho y de los derechos de los ciudadanos.
El mes pasado, un tribunal mantuvo una multa contra él de 2,4 millones de dólares por evasión fiscal, acabando una larga batalla fiscal contra las autoridades. Si no paga, podría ir a la cárcel.


(Un episodio musical,  al mismo tiempo espontáneo y gracioso, que ha hecho declarar a Ban Ki moon, que lo ha visto más de una vez, en la versión original, ha desatado la ira de las solemnes autoridades chinas y han vetado su difusión en el país del dragón. Nota del sitio Público.)

No hay comentarios: