miércoles, 20 de agosto de 2014

Myriam Moscona (1955 )

¿Arcaísmos?

1.
¿Cómo nombrar al cine, al teléfono, a los instrumentos de la vida moderna? algunas voces como ande, endenantes, ansina, semos, aiga, mezmo, se emplean entre la gente menos letrada en distintas regiones de América Latina mientras que en muestra lingua son expresión cotidiana.

Los campesinos preguntan ande juites?, tal como lo decían los abuelos y bisabuelos en la lengua de la diáspora judía que salió de España tras el Edicto de Expulsión de los Reyes Católicos, decretado el 31 de marzo de 1492.

2.
Hoy en día, en los estados mexicanos de Nuevo León, Coahuila y Tamaulipas, al igual que en Texas y Nuevo México, se emplean expresiones originarias de la lengua sefardí. Es probable que quienes  el día de hoy emplean "güerco" (que en sentido estricto significa "diablo" y es una forma de referirse a los niños, especialmente a los traviesos), "la calor" o "A Dio" (expresión que denota sorpresa y que en ladino es de uso cotidiano al igual que en las zonas urbanas y rurales del norte de México), ignoren el origen de estos giros


(fuente: Tela de sevoya, Lumen, México, 2013)

(3.
Al margen de la obra de la poeta y narradora aquí citada, la primera vez que escuché el término "güerco", se aplicó a un niño "aguerrido" o "travieso" originario de Monterrey (Nuevo León), por sus propios familiares. Esto en Gómez Palacio (Durango), colindante con Coahuila. "Hace mucha calor" es moneda corriente en esa franja, lo mismo que "un calorón", "Adió" o "A Dio", era de uso frecuente también en Zacatecas; y donde todavía pervive, predominantemente en el medio rural.)

martes, 19 de agosto de 2014

John Better (1978 )

Basura quemada

Eres basura quemada
Joyas prestadas a una rubia tonta debutante del burlesque,

ardiendo en la aurora de un espejo quebrado.
La noche de naipes coronados con amarillentos diamantes
de condones usados y decapitadas cabezas
de piñatas con los dientes quebrados

Basura quemada es esa nube que se alza en la distancia
Esos algodones y esos guantes quirúrgicos
donde hierven disecados pétalos de sangre
esas calabazas zumbando de moscas rubí
esos cascarones cuajados de fetos
esas revistas de pornografía donde ranas trasparentes babean su gélido orgasmo

Todo es basura quemada
incluso tus labios donde se hospeda una medusa de fiebre
también tu lengua de filosas espinas plateadas
Todo es basura quemada amor
incluso Jhune y Kent tan distantes de mi
y al otro lado de la cámara pajeándose
sobre un mugroso colchón en algún scort de Manila
también Koyiro asombrada de ver flotar libélulas en el agua del lavatorio

Todo es basura quemada
excepto este poema que hasta ahora empieza a arder
 
(fuente: "revista arquitrave" en línea)

lunes, 18 de agosto de 2014

Miyó Vestrini (1938/1991 )

Diagnóstico
  

 A ver,
abre la boca.
Di aaaaaah.
Muéstrame eso que hizo tu madre cuando eras niña.
¿Ese era todo el misterio?
¿Sexo oral?
¿Manipulaciones?
¿Tacto?
¿Manipulaciones?
Veamos tu útero,
amplio y desfasado.
¿Cuántos niños pasaron por allí?
Los expertos te dijeron
que la naturaleza esperaba por ellos.
Pero murieron igual.
Y si sobrevivieron,
unos son tarados
otros más o menos,
todos bien planificados con la excusa de la soledad.
Tienes problemas con tus dientes,
con la lenta digestión de los indecisos,
con el crujido del hueso occipital.
Eres un paciente más.
Todos quisieran haber nacido en Kansas City
o en Amsterdam
o en Toronto.
O por lo menos,
veinte años más tarde.
Déjame agitarte en esta probeta de marfil,
Verificar bien el color de la mezcla.
Asco,
que mal hueles.

(fuente: "emmagunst")

domingo, 17 de agosto de 2014

Javier Sologuren (1921/2004 )

Bajo los ojos del amor


Aún eres tú en medio de una incesante cascada
de esmeraldas y de sombras, como una larga
palabra de amor, como una pérdida total.

Aún eres tú quien me tiene a sus pies
como una blanca cadena de relámpagos,
como una estatua en el mar, como una rosa
deshecha en cortos sueños de nieve y sombras,
como un ardiente abrazo de perfumes en el centro del mundo.

Aún eres tú como una rueda de dulces tinieblas
agitándome el corazón con su música profunda,
como una mirada que enciende callados remolinos
bajo las plumas del cielo, como la yerba de oro
de una trémula estrella, como la lluvia en el mar,
como relámpagos furtivos y vientos inmensos en el mar.

En el vacío de un alma donde la nieve descarga
en una ventana hecha con los resonantes emblemas del otoño,
como una aurora en la noche, como un alto puñado de flechas
del más alto silencio aún eres tú, aún es tu reino.

Como un hermoso cuerpo que baña la memoria,
como un hermoso cuerpo sembrado de soledad y mariposas,
como una levantada columna con el tiempo a solas,
como un torso cálido y sonoro, como unos ojos
donde galopa a ciegas mi destino y el canto es fuego,
fuego la constelación que desata en nuestros labios
la gota más pura del fuego del amor y de la noche,
la quemante palabra en que fluye el amor, aún.


(fuente: "urbanotopia")

sábado, 16 de agosto de 2014

Efraín Huerta (1914/1982 )

Bellas paralelas

para Fayad Jamis,
que ama a López Velarde

Llamábase Dulce María y era
de Cintalapa, Chiapas, México.
Bailamos a la sombra de violetas aéreas
y creo haberle propuesto matrimonio.
La recuerdo con la sorda locura de quien
se ha bebido en una sola noche
todo un río Grijalva de un atroz comiteco.

Llamábase Dulce María y era
de Mayarí, Oriente, Cuba.
Astudillo nos retrató junto a un rosal
y la rosa era Dulce, la rosa era María.
La recuerdo, palabra, como si el alma fuese
un palomar desierto, o, en mi caso,
un hueso inexistente pero roto.

Me duelen las heridas por aquello que vi:
la rosa de Cintalapa,
la rosa de Mayarí.

Aguascalientes, 23 de marzo de 1969


( fuente: Permiso para el amor. Brevísima antología, selección: David Huerta, coedición: SCGDF-Conaculta-ALDF-SEGDF)

viernes, 15 de agosto de 2014

Efraín Huerta (1914/1982 )

Permiso para el amor

Se permite que los amantes de arrullen
y aprisionen las abejitas que la brisa decapitó

Junto al hecho concreto llamado Amor
las columnas de mármol son barcos de musgo
y el malecón un diminuto tálamo

Las bocas y los cuerpos de agua se arrullan
como arpas en el triunfo de los himnos

Se permite que las criaturas se huelan
hasta semejar hormigas furiosas
amándose a nivel de fabulosos caballos
y que esta noche sea de resurrecciones
y lo impúdico sea echado a los albañales

Puros y delicados como un salmo
los amantes se encadenan en silencio
pero el griterío sexual se escucha hasta El Morro
y yo me tapo los oídos porque no es bueno
turbar la paz deslumbrante de los enfermos


(fuente: Permiso para el amor, brevísima antología, sel. David Huerta, coed. SCGDF-Conaculta-ALDF-SEGDF,México, 2014.)

jueves, 14 de agosto de 2014

Gerdur Kristný (1970 )

Rosquillas

 El día en que
le dijeron a mi abuela
que su hija más joven
se había quitado la vida
con un puñado
de pastillas
se puso
a freír rosquillas

Años más tarde
cuando la abuela
ya había envejecido
hasta perderse a sí misma
le dijeron
que su hijo
había muerto

Y ella preguntó:
"¿Ya se lo habéis dicho
a su madre?"

Le vino a la mente
aquella mujer
que freía rosquillas
aquí mismo hace años
y deseaba
con toda su alma
ser cualquier otra


(fuente: "otra iglesia es imposible", versión de Elías Knörr)